Connect with us

Hi, what are you looking for?

Aire Libre Acebal

Sociedad

Premio Nobel de Medicina: el descubrimiento de dos científicos que desplazó a los pioneros de las vacunas ARN contra el Covid

David Julius y Ardem Patapoutian fueron galardonados por sus hallazgos sobre receptores de temperatura y tacto. Recibieron una medalla de oro y diez millones de coronas suecas.

El jurado del Instituto Karolinska de Estocolmo les otorgó el Premio Nobel de Medicina 2021 a los científicos David Julius, estadounidense, y a Ardem Patapoutian, de origen armenio-libanés, por sus investigaciones sobre la forma en que el calor, el frío y la fuerza mecánica pueden generar impulsos nerviosos que permiten percibir y adaptarse al mundo.

Los hallazgos sobre los receptores de la temperatura y del tacto tienen importantes aplicaciones en el tratamiento del dolor y de muchas enfermedades, según explicaron del Comité Nobel. Y remarcaron que “esto resuelve uno de los secretos de la naturaleza porque es crucial para nuestra supervivencia“.

El estadounidense David Julius (65), fisiólogo de la Universidad de California, identificó el sensor de las terminaciones nerviosas en la piel que responden al calor utilizando capsaicina, un compuesto de los pimientos picantes.

Ardem Patapoutian (54), biólogo y neurocientífico armenio que se crio en Líbano y actualmente tiene nacionalidad estadounidense, descubrió los sensores celulares de la piel y también de los órganos internos que responden a la presión.

El comité del Nobel anunció este lunes los ganadores. Foto EFE.

El comité del Nobel anunció este lunes los ganadores. Foto EFE.

Ambos investigadores ganaron la pasada edición del Premio Fronteras del Conocimiento de la Fundación BBVA, dotado con 400.000 euros.

Así, los conocimientos propiciados por las investigaciones de los dos premiados, que se se usan para el desarrollo de tratamientos en una amplia variedad de dolencias, se impusieron ante quienes sonaban más fuerte en las especulaciones: la húngara Katalin Karico y el estadounidense Drew Weissman, pioneros de las vacunas ARN y cuyos hallazgos abrieron la vía para las vacunas de los laboratorios Pfizer/BioNTech y Moderna para hacerle frente a la pandemia del Covid-19.

El premio procede de un fondo que dejó el inventor sueco Alfred Nobel, el creador del premio, fallecido en 1895. El año pasado recayó en tres virólogos por el descubrimiento del virus de la hepatitis C.

​Los Premios Nobel de Medicina, Física y Química son la cúspide de los logros científicos, en honor a las grandes mentes y los descubrimientos que cambian vidas.

Los dos últimos se darán a conocer el martes y miércoles, respectivamente, seguidos del Premio Nobel de Literatura el jueves, el de la Paz el viernes y el Premio de Ciencias Económicas el próximo lunes.

El prestigioso galardón incluye una medalla de oro y 10 millones de coronas suecas (unos 1,14 millones de dólares). 

El anuncio en Estocolmo. Foto Jonathan NACKSTRAND / AFP.

El anuncio en Estocolmo. Foto Jonathan NACKSTRAND / AFP.

El Comité Nobel

El Comité Nobel es conocido por su tendencia de dejar pasar años o décadas, por prudencia científica, antes de otorgar el premio, y a menudo prefiere a quienes no han hecho fortuna con su descubrimiento.

La resolución resalta que los hallazgos “pioneros” de los dos científicos han ayudado a comprender “cómo el calor, el frío y los estímulos mecánicos pueden poner en marcha los impulsos nerviosos que nos permiten percibir y adaptarnos al mundo que nos rodea”.

“Este descubrimiento revela uno de los secretos de la naturaleza”, indicó en la rueda de prensa en que se hizo el anuncio el secretario del Comité Nobel, Thomas Perlmann, quien agregó que se trata de un mecanismo “crucial para nuestra supervivencia“.

El presidente del Comité Nobel de Medicina, Niels Borth, destacó, que hay muchas dolencias en la que está presente el dolor y que los receptores identificados por los premiados “serán una diana para el desarrollo de fármacos en el futuro”.

Los mecanismos que están detrás de los sentidos han sido durante siglos objeto de especulación, explica el Instituto Karolinska, que resalta cómo ya en el siglo XVII el filósofo francés René Descartes imaginó hilos que conectaban diferentes partes de la piel con el cerebro.

Los estadounidenses Joseph Erlanger y Herbert Gasser recibieron el Nobel de Medicina en 1944 por descubrir varios tipos de fibras nerviosas que reaccionan a distintos estímulos, y más tarde se demostró que las células nerviosas están especializadas en detectar y transformar distintas clases de estímulos.

Pero faltaba por resolver una cuestión fundamental: cómo esos estímulos se convertían en impulsos eléctricos en el sistema nervioso.

Noticias relacionadas

Aire Libre Acebal